RSSSíguenos en FacebookSíguenos en Twitter

Se reabre el debate sobre la tasa a transacciones financieras



(EFE) - La primera jornada de la cumbre de la ONU sobre los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) reabrió con fuerza el debate global sobre la instauración de una tasa a las transacciones financieras para combatir la pobreza.

La polémica propuesta planteada por Francia y España fue la mayor novedad en la apertura de esta cita de tres días, ya que contrastó con la reiteración de promesas de ayuda y de buenas intenciones que en general caracterizaron las demás intervenciones.

La cumbre reunirá del 20 al 22 de septiembre a unos 140 dirigentes de todo el mundo con el fin de impulsar el cumplimiento de los compromisos adoptados hace diez años para reducir el hambre y la pobreza extrema en el mundo, entre otras metas de desarrollo.

"Hay que instaurar una tasa sobre las transacciones financieras internacionales destinada a cumplir los Objetivos del Milenio y mi Gobierno se compromete a defenderlo, a llevarlo a la práctica y a aplicarlo en todos los foros internacionales", afirmó el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero.

Consideró "bastante sensato, justo y lógico" que los países que en la reciente crisis han salido al rescate del sistema financiero pidan ahora "un mínimo esfuerzo" de colaboración a ese sistema para sacar de la miseria y la pobreza extrema a millones de seres humanos.

Igual de rotundo se expresó poco antes el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, quien aseguró que incluirá la propuesta en los debates que se produzcan este año durante la presidencia del G-20 y el G-8.

"Aquí se puede decidir la imposición de un impuesto a las transacciones financieras ¿Por qué esperar? Las finanzas están globalizadas ¿Por qué no pedir a las financieras que contribuyan a estabilizar el mundo?", afirmó el mandatario francés.

La reapertura del debate sobre las transacciones financieras fue recibida con aplausos por un buen número de oganizaciones no gubernamentales (ONGs), que han abogado durante años por estas fuentes innovadoras de financiación.

"Con casi mil millones de personas hambrientas y mil mujeres muriendo a diario en partos se necesita dinero para cumplir las metas en el terreno del desarrollo y salvar vidas", dijo en un comunicado la portavoz de Oxfam (organización internacional de lucha contra la hambruna), Emma Seery.

Francia podría contar con el apoyo de unos 60 países favorables a este tipo de mecanismos, pero la propuesta está lejos de ser universalmente aceptada y afronta la resistencia de países como Estados Unidos.

Por su parte, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, pidió en su intervención, además de inversiones, voluntad política para hacer realidad el objetivo de erradicar la extrema pobreza en 2015.

"Pese a los obstáculos, pese al escepticismo, pese a que se acerca el plazo de 2015, los Objetivos son alcanzables", agregó.

Naciones Unidas estima que el mundo está en camino de cumplir la meta de reducir para 2015 a la mitad los índices de pobreza extrema registrados en 1990, pero teme que no se logren metas como la igualdad de género o la reducción de la mortalidad materna.


¡Síganos en las redes sociales!